Minerales traza hidroxilados de la línea SMART

Minerales traza hidroxilados

Los minerales traza hidroxilados de la línea SMART son la tercera generación de minerales traza, después de un uso prolongado de sulfatos y óxidos, la segunda generación, fueron los minerales traza orgánicos (por ej. quelatos, glicinatos). Posteriormente se introdujeron al mercado los minerales traza hidroxilados, con gran éxito, y como una fuente de minerales traza de alta biodisponibilidad. Ventajosa desde el punto de vista económico. Los minerales traza hidroxilados han sido aprobados por la UE como aditivo nutricional para todas las especies animales, así como para su uso en alimentos ecológicos. Los minerales traza hidroxilados de la línea SMART presentan una estructura cristalizada con enlaces covalentes inteligentes. Estos enlaces inteligentes explican la alta estabilidad en las premezclas y los alimentos terminados.

La granulometría de la estructura cristalina estable garantiza una manipulación superior antes, durante y después de la producción del alimento. La línea SMART es no higroscópica, no produce polvo y presenta excelentes características de fluidez, mezcla y estabilidad. Los altos contenidos de minerales (Smart C posee al menos un 54 % de cobre y Smart Z, al menos un 56 % de zinc) permiten una mayor flexibilidad en la formulación de las premezclas.

La baja solubilidad con un pH neutro hace que se disponga de menos metales libres solubles y reactivos para formar complejos con otros ingredientes como el calcio y el fitato. Además, los metales libres también pueden tener un efecto negativo sobre otros valiosos nutrientes del alimento, siendo el sulfato de cobre conocido por su efecto oxidante de la grasa. Los elementos traza hidroxilados parecen tener una mejor palatabilidad que otras fuentes minerales, lo cual influirá positivamente en la ingesta del alimento.

La ventaja de los enlaces covalentes inteligentes va más allá de los efectos positivos durante la producción del alimento. La baja solubilidad con un pH neutro hace que los minerales no sean degradables en el rumen y muestra un efecto de liberación lenta en el tracto intestinal. Esta combinación de baja reactividad y efecto de liberación lenta da lugar a una alta biodisponibilidad de los elementos traza y otros nutrientes para los animales. apoyando el crecimiento y salud de los animales. Si se comparar los minerales traza hidroxilados con las fuentes de sulfatos, se observan efectos positivos sobre la salud gastrointestinal de los rumiantes y los monogástricos. Se observan efectos posteriores a la absorción como una mejora de la salud de las pezuñas y en la fertilidad. La mayor biodisponibilidad de los minerales traza hidroxilados garantiza una mayor asimilación en el organismo del animal y, por tanto, una menor excreción de cobre y zinc en el ambiente.

Relacionada Publicaciones